Nuestra historia

Prácticamente en ruinas…

Donde hoy está ubicada «La Residencia Apartamentos» en los años 40 se construyó, por el Estado militar Español, la «Residencia de Suboficiales» y sirvió como alojamiento para suboficiales de toda España durante su servicio militar. Disponía de habitaciones y baños comunes, oficinas, cocina e incluso una biblioteca.

En los años 90 se empezaron a cerrar instalaciones militares alrededor del Estrecho de Gibraltar. Antes de cerrar el edificio del todo y dejarlo abandonado, se había convertido en un almacén.

Cuando adquirimos «La Residencia» en subasta en la primavera de 2012 su estado era desastroso.

Este edificio nos había llamado la atención por su espléndida localización y, sobretodo, nos sorprendió que no hubiera disfrutado de ningún uso convirtiéndose así en prácticamente una ruina.

A pesar de que puertas, barandillas y ventanas habían sido utilizadas para hacer fuego, el techo estaba intacto y el edificio en general estaba en bastante buen estado.

Tras renovar las puertas antiguas, buscar muebles y decoración que encajara en lo que quedaba de la antigua residencia de suboficiales y, solo después de 9 meses de reforma, inauguramos con una gran fiesta «La Residencia Apartamentos» el 1 de agosto de 2013.

Entre los años 2016 y 2018 este señorial edificio fue restaurado.

Prácticamente en ruinas…

Donde hoy está ubicada «La Residencia Apartamentos» en los años 40 se construyó, por el Estado militar Español, la «Residencia de Suboficiales» y sirvió como alojamiento para suboficiales de toda España durante su servicio militar. Disponía de habitaciones y baños comunes, oficinas, cocina e incluso una biblioteca.

En los años 90 se empezaron a cerrar instalaciones militares alrededor del Estrecho de Gibraltar. Antes de cerrar el edificio del todo y dejarlo abandonado, se había convertido en un almacén.

Cuando adquirimos «La Residencia» en subasta en la primavera de 2012 su estado era desastroso.

Este edificio nos había llamado la atención por su espléndida localización y, sobretodo, nos sorprendió que no hubiera disfrutado de ningún uso convirtiéndose así en prácticamente una ruina.

A pesar de que puertas, barandillas y ventanas habían sido utilizadas para hacer fuego, el techo estaba intacto y el edificio en general estaba en bastante buen estado.

Tras renovar las puertas antiguas, buscar muebles y decoración que encajara en lo que quedaba de la antigua residencia de suboficiales y, solo después de 9 meses de reforma, inauguramos con una gran fiesta «La Residencia Apartamentos» el 1 de agosto de 2013.

Entre los años 2016 y 2018 este señorial edificio fue restaurado.